Jeff Garro

Jeff(English version available)

Jeff es unos ojos azul profundo de mirada muy intensa. Una sonrisa blanca, enorme de dientes perfectos. Una perilla que sólo le queda así a él. Una silla de ruedas a la que un accidente practicando rodeo le dejó atado. Es una gorra de baseball con el nombre de su estado: Idaho. Es un esmoquin muy bien llevado y ser el centro de una foto en la que el protagonista no era él.

Jeff es internet y todo lo que representa: libertad, encuentro y posibilidades infinitas. Es mirar el correo electrónico y que te de un vuelco el corazón. Es Amoeba Drop y Coyote Gulch. Es jugar durante horas al Gin Rummy sin pensar en nada más. Es el sonido del messenger y una sonrisa eterna.

Jeff es un “how are you?” a tiempo; todos necesitamos uno que nos despierte. Es perseguir los sueños que tenemos y a los que nunca debemos renunciar. Es un “Just don’t settle for less”, que es exactamente lo que he hecho. Es lucha vital con un optimismo a prueba de bombas que se contagia a los demás. Es luz en el camino. Es horas y más horas hablando con y sin sentido y onomatopeyas imposibles que sólo yo puedo entender.

Jeff es USA, pero también es Euskadi. Es Jaialdi, es cultura vasca. Es una camiseta de Kukuxumusu que fui a comprar con mi familia, que le envié a través de un compañero de trabajo y que recogió en la recepción del Hilton unos días después. Es un imán de nevera, chicles Trident de canela y “más cosas” que nunca llegué a recibir.

Jeff es una voz dulce que (aún) no olvido. Es un viaje a Santander con amigas que lo cambió todo. Soy yo pegando brincos. Es un viaje a Gandía con mi prima A. y un buen montón de llamadas para escuchar el mensaje de su buzón de voz. Es (muchas) risas en una noche de verano. Es posar para una foto. Es pasar los peajes de la autopista Madrid-Valencia con You shook me all night long a toda caña. Es Metallica y es Country. Es cantar Luckenbach Texas en la ducha.

Jeff es inglés y necesidad de aprender para poder tener conversaciones plenas. Es pedirle a los Reyes un libro de idioms y otro de phrasal verbs para aprendérmelos (y, después, aprendérmelos). Es quedarme pensando durante horas qué coño me quiso decir hasta el “eureka”. Es un diccionario Oxford que dejé de necesitar en un momento dado. Es querer seguir aprendiendo. Siempre.

Para Jeff soy babydoll y babycakes. Y Cris, pero sólo cuando la cosa se pone seria.

Jeff es whiskey. Es una promesa cumplida. Y una (mutua) por cumplir que pronto será cumplida también.

Soy una tía con mucha mucha suerte.
De todas las personas que estamos en el mundo… y somos muchas… tuve la potra de coincidir en el espacio y en el tiempo con Jeff Garro. De no haber sido así, yo no sería hoy quien soy.
Como soy, ya era, pero mi yo verdadero estaba ahí, agazapado, esperando que alguien lo descubriera y tuve la fortuna de que ese alguien apareciera en el lugar oportuno y en el momento adecuado. No concibo mi vida actual sin su presencia. Ya no es física, pero me quedan los recuerdos, los logs de las cientos de horas de chat, las fotos… Luego resultó que Jeff también era un tío apreciado por las personas que le tenían más cerca. Nada cambia, en realidad, sólo reafirma lo que yo ya sabía, lo especial que era y la suerte que, reitero, tuvimos de encontrarnos.

Hoy hace un año que no está y le echo de menos.

Post navigation

  10 comments for “Jeff Garro

  1. Teresa
    18 marzo 2015 at 22:21

    Un abrazo

  2. 18 marzo 2015 at 18:53

    Gracias Amalio.
    Es uno de los posts que más (y menos) me ha costado escribir… y he escrito unos cuantos…
    Por él.
    Un beso!

  3. 18 marzo 2015 at 18:48

    Muy emocionante lo que cuentas, Cristina. Y muy bien contado. Un homenaje bien bonito a una persona que seguro se lo merece. Mucho coraje hay que echarle a las perdidas, y a ti te sobra. Un placer leerte.

  4. Cristina
    26 julio 2014 at 8:28

    Y Jeff es AMOR y Cariño.
    El te regaló una de las cosas más bonitas en este vida y es el amor a tu misma y la superación por y para ti misma. Todas deberíamos tener un JEFF en nuestra vida en momentos en que todo se derrumba.
    Un beso mujer extraordania.

  5. 23 julio 2014 at 10:16

    Será complicado olvidarme… Hay cosas que van a fuego…

  6. 23 julio 2014 at 10:11

    Lo importante ahora es no olvidar.
    Besos

  7. 23 julio 2014 at 9:40

    Mua, niña.

  8. 23 julio 2014 at 8:14

    Preciosa entrada, Cris.
    Las perdidas son duras, pero sentir, es hermoso y eso siempre quedará… tb por eso eres sorturda 😉
    Un beso, amiga.

  9. Pingback: Bitacoras.com

Comments are closed.

Additional comments powered by BackType